sábado, 26 de marzo de 2011

Escenario de Shakira en Caracas, Venezuela

Shakira llego la madrudada de hoy 26 de Febrero a la 3am, para brindar finalmente el día de mañana su polémico concierto en Caracas.

Vídeos de Shakira en concierto en Lima











  

Fotos de Shakira en concierto en Lima, Perú (25 de Marzo)






Piqué, en un cara a cara con Sara Carbonero, habla de Shakira

 La intrépida periodista deportiva ha inaugurado su recién estrenado espacio de los viernes en Deportes Cuatro por todo lo alto: entrevistando al chico de moda. La novia de Iker Casillas ha tenido el honor de lanzar preguntas sencillas, cortas y directas al grano a un Piqué que no se ha cortado ni un pelo a la hora de responder.

Sara Carbonero sí que sabe cómo estrenar espacio televisivo. La joven periodista ha empezado su particular sección junto a 'los Manolos' en deportes Cuatro y lo ha hecho con una entrevista de lujo. La novia de Iker Casillas ha tenido a Gerard Piqué como invitado de honor.

La conversación ha empezado recordando el feliz e inolvidable momento que nos dio la victoria en el Mundial de Sudáfrica y ha seguido con la periodista ensalzando la labor solidaria del jugador azulgrana, por su participación en una campaña antiracismo junto a Messi. Después, varios temas de actualidad como Japón, las acusaciones de dopaje en el Barcelona y su afición a las redes sociales se han ido sucediendo.

Hasta que ha llegado el temido cara a cara. Carbonero ha ido lanzando a Piqué una serie de preguntas claras y directas que el futbolista ha tenido que contestar con la misma intención. La primera sorpresa de la tarde ha llegado cuando el jugador del Barça, con toda la naturalidad del mundo, ha dicho que Waka-Waka era su canción favorita.

Pero ahí no ha quedado la cosa. Cuando Sara le ha pedido que eligiera a una cantante femenina, Piqué sin pensárselo dos veces, ha contestado: "Shakira", con la consiguiente sonrisita que a uno se le escapa cuando se está enamorado hasta la médula. Después han seguido hablando de fútbol y cocina y el encuentro ha terminado con el jugador haciendo un dibujo de su mano y pidiendo un deseo por cada uno de sus cinco dedos.

Lima se rinde ante la sensualidad y encanto de Shakira

Sensualidad, gracia, color, encanto y un grupo de canciones que invitaron a la seducción y al cortejo invadieron anoche las instalaciones del estadio de la Universidad San Marcos en el marco del Lima Pop Festival. La culpable de todo este vendaval de sensaciones no podía ser otra que Shakira, la estrella colombiana que logró reunir a unas 15 mil almas que no pararon de corear y mover las caderas al ritmo de cada uno de sus temas.

Y es que anoche la autora de “Pies descalzos” se reencontró después de varios años con un público que aplaudió su show de principio a fin y que, con seguridad, salió satisfecho por el espectacular despliegue artístico de la barranquillera, sus músicos y bailarines.

Pasadas las 10 de la noche, Shakira Isabel Mebarak Ripoll apareció ataviada de una túnica rosada y un enorme velo, interpretando “Pienso en ti”, ante los gritos ensordecedores y una que otra lágrima que derramaban algunos fans acérrimos que por fin hacían realidad su sueño de ver a su diosa en carne y hueso.

“Estoy feliz de estar otra vez en Perú. Mi único deseo esta noche es complacerles. Que se lo pasen bien. Ya saben Lima, esta noche soy toda suya”, gritó la colombiana, y el público agradeció la entrega con un “sí” atronador y un huracán flashes que venían de todas partes.

Shakira hizo un recorrido de casi toda su trayectoria con temas como “Te dejo Madrid”, con armónica incluida, “Inevitable” y, por supuesto, el “Whenever, Wherever”, que puso a bailar a todo el estadio y que, además, permitió a Ivette Arredondo y a Ashley Olave, ganadoras del Concurso Waka Waka organizado por Terra, saltar al escenario y mover las caderas al lado de su estrella máxima.

Tras una pausa y el respectivo cambio de vestuario, Shakira se desplazó sobre el pasillo del escenario para moverse al ritmo de la guitarra española y flamenco de “Gitana”, aunque luego la temperatura volvió a elevarse con “La Tortura” y otro clásico que hizo vibrar a la muchedumbre: “Ciega, sordomuda”. La influencia de sus ancestros árabes cobró protagonismo con “Ojos así”, tema con el cual la cantante exhibió una voluptuosidad arrolladora digna de una odalisca de ensueño.

La hoy novia del futbolista Piqué confirmó que las caderas no mienten y con su “Hips don’t lie” se trajo abajo a las tribunas. Luego de ello, y como epílogo de su impecable concierto, una lluvia interminable de serpentinas de colores sirvió de marco para el popular “Waka Waka”, con el que la gente bailó y saltó hasta hacer temblar los cimientos del coloso sanmarquino. Lo vivido, cantado y bailado demuestra una vez más porqué Shakira es la artista latina más admirada del momento.

Los otros números del Lima Pop Festival

Gente de todas las edades y familias enteras acudieron al recinto deportivo desde temprano para disfrutar de los números previos al estelar de Shakira. Como acto de apertura del Lima Pop Festival, nuestra compatriota Leslie Shaw interpretó solamente dos canciones, tras lo cual abandonó el escenario ante la sorpresa del público que esperaba escucharla un poco más.

Luego vino Train, la banda norteamericana ganadora reciente de un premio Grammy por su canción “Hey, Soul Sister”, que si bien tuvo un desempeño aceptable no logró animar al respetable. Casi una hora después, saltó al escenario Ziggy Marley, primogénito del legendario Bob, que consiguió alegrar y hacer bailar al público con sus hits más famosos como “Tomorrow People” y “True to Myself”, así como con el grupo de canciones que le legó de su famoso padre.

Setlist del concierto de Shakira:

-Pienso En Ti
-Años Luz
-Te Dejo Madrid
-Si Te Vas
-Suerte (Whenever, Wherever)
-Inevitable
-Nothing Else Matters (cover de Metallica)
-Despedida
-Gitana
-La Tortura
-Ciega Sordomuda
-Sale El Sol
-Loca
-She wolf
-Ojos Así

Encore
-Antes De Las Seis
-Hips Don’t Lie
-Waka Waka (Esto Es África)

Shakira cautivó a limeños con su sensualidad y movimiento de cadera

Derroche de sensualidad pura. Una cadera que simplemente no miente. Movimientos infartantes y una gran artista en el escenario fueron el marco de una noche llena de ritmo y buena música.

La cantante Shakira puso a bailar a los miles de asistentes que se congregaron en el estadio de la Universidad San Marcos, en el marco del Pop Festival que trajo a la colombiana de vuelta al Perú tras cuatro años de ausencia.

El frío que caracteriza las últimas noches limeñas empezaba a pasar la cuenta al público, quienes aguardaban su salida. De pronto, a las 10 p.m. las luces del escenario se apagaron y su potente voz retumbó en el local.

Sin embargo, nadie la veía, solo la escuchaban y muchos se preguntaban dónde estaba. En un acto de humildad y que muy pocos artistas son capaces de realizar, la menuda intérprete fue vista en las pantallas gigantes, y es que ella apareció entre el público, vestida totalmente de fucsia, y cantándoles al oído.

Shakira se paseó, agarró las manos de sus fanáticos, los miró, se dejó engreír y luego subió a la pasarella para empezar uno de los conciertos más esperados de lo que va del año.

“Buenas noches Lima. Estoy muy feliz de estar aquí con mi gente del Perú. Muchas gracias por venir. No hay nada como cantar en casa. Estoy para complacerlos. Lima, esta noche soy toda tuya”, afirmó la colombiana, quien ya lucía totalmente sexy, con un ceñido pantalón negro y un top dorado, y sí que lo cumplió.

En un derroche de sensualidad pura, la cantante dejó con la boca abierta a más de uno con su peculiar movimiento de cadera, que a decir verdad, era imparable. Y es que parecía que la "pila" nunca se le acababa pues durante la hora y media que duró su espectáculo, la mirada del público iba de un lado al otro del escenario, como intentado seguir su zigzagueante menear.

Shakira hizo un repaso por sus clásicos temas que arrancaron más de un suspiro, como cuando, guitarra en mano, interpretó la canción ‘Inevitable’. Luego se convertiría en la ‘Gitana’ que ha conquistado al futbolista Gerard Piqué, para, paso seguido, andar con los ‘Pies descalzos’ por el escenario y convertirse en una ‘Loca’.

Y es que este fue, sin duda, el momento cumbre de la noche, pues la interpretación de su más reciente tema hizo delirar a más de uno, quienes celular o cámara fotográfica en mano, inmortalizaron el momento.

Sobre un fondo azul que resaltaba su figura, la cantante empezó a menear la cadera para dar una verdadera lección de baile y sensualidad. Su rostro, manos, cabello, todo en ella se unía para arrancar suspiros.

La noche llegó a su fin en medio de una lluvia de papelitos de colores y la interpretación del popular ‘Waka waka’ acompañada en el escenario por un grupo de niños.

“Gracias Lima” fueron las palabras de cierre para una noche que también contó con la participación del cantante de reggae Ziggy Marley, la banda Train y la peruana Leslie Shaw.


Derroche de sensualidad pura. Una cadera que simplemente no miente. Movimientos infartantes y una gran artista en el escenario fueron el marco de una noche llena de ritmo y buena música.

La cantante Shakira puso a bailar a los miles de asistentes que se congregaron en el estadio de la Universidad San Marcos, en el marco del Pop Festival que trajo a la colombiana de vuelta al Perú tras cuatro años de ausencia.

El frío que caracteriza las últimas noches limeñas empezaba a pasar la cuenta al público, quienes aguardaban su salida. De pronto, a las 10 p.m. las luces del escenario se apagaron y su potente voz retumbó en el local.

Sin embargo, nadie la veía, solo la escuchaban y muchos se preguntaban dónde estaba. En un acto de humildad y que muy pocos artistas son capaces de realizar, la menuda intérprete fue vista en las pantallas gigantes, y es que ella apareció entre el público, vestida totalmente de fucsia, y cantándoles al oído.

Shakira se paseó, agarró las manos de sus fanáticos, los miró, se dejó engreír y luego subió a la pasarella para empezar uno de los conciertos más esperados de lo que va del año.

“Buenas noches Lima. Estoy muy feliz de estar aquí con mi gente del Perú. Muchas gracias por venir. No hay nada como cantar en casa. Estoy para complacerlos. Lima, esta noche soy toda tuya”, afirmó la colombiana, quien ya lucía totalmente sexy, con un ceñido pantalón negro y un top dorado, y sí que lo cumplió.

En un derroche de sensualidad pura, la cantante dejó con la boca abierta a más de uno con su peculiar movimiento de cadera, que a decir verdad, era imparable. Y es que parecía que la "pila" nunca se le acababa pues durante la hora y media que duró su espectáculo, la mirada del público iba de un lado al otro del escenario, como intentado seguir su zigzagueante menear.

Shakira hizo un repaso por sus clásicos temas que arrancaron más de un suspiro, como cuando, guitarra en mano, interpretó la canción ‘Inevitable’. Luego se convertiría en la ‘Gitana’ que ha conquistado al futbolista Gerard Piqué, para, paso seguido, andar con los ‘Pies descalzos’ por el escenario y convertirse en una ‘Loca’.

Y es que este fue, sin duda, el momento cumbre de la noche, pues la interpretación de su más reciente tema hizo delirar a más de uno, quienes celular o cámara fotográfica en mano, inmortalizaron el momento.

Sobre un fondo azul que resaltaba su figura, la cantante empezó a menear la cadera para dar una verdadera lección de baile y sensualidad. Su rostro, manos, cabello, todo en ella se unía para arrancar suspiros.

La noche llegó a su fin en medio de una lluvia de papelitos de colores y la interpretación del popular ‘Waka waka’ acompañada en el escenario por un grupo de niños.

“Gracias Lima” fueron las palabras de cierre para una noche que también contó con la participación del cantante de reggae Ziggy Marley, la banda Train y la peruana Leslie Shaw.